martes, 11 de enero de 2011

¡Rayos!

 
Existen diversos fenómenos naturales, cuyos conceptos conocemos por  la interpretación de nuestros sentidos o la explicación informal que nos proporcionan las personas que nos rodean. Es por eso que hoy le traemos una breve explicación técnica de un extraordinario fenómeno natural, el cual conocemos como "el rayo".

El rayo no es más que la descarga eléctrica que se produce por la polarización y posterior atracción de cargas de las moléculas de agua que conforman una nube. Las cargas negativas son atraídas por las cargas positivas de la tierra, de la misma nube, otra nube o incluso el aire; generando así un paso masivo de millones de electrones y dando origen a un arco eléctrico.

Esta descarga puede alcanzar una velocidad de impacto de 140.000 km/s, provocar una temperatura de aprox. 28.000 °C, al igual que un potencial eléctrico de más de 100 millones de Voltios con una intensidad de 20.000 Amperios.

La polarización de las cargas eléctricas de una nube es lo que se denomina “electrostática”, fenómeno que está presente en nuestra vida diaria. Incluso nosotros mismos podemos acumular electrostática y, por ejemplo al tocar a otra persona, descargarla como una chispa de corriente que nos produce cierto sobresalto. Las nubes crean esta chispa pero a escala gigante.

En la siguiente imagen, se aprecian los diferentes tipos de descargas atmosféricas que pueden existir en la naturaleza: 


En próximas publicaciones, estaremos presentando algunas estadísticas mundiales y nacionales sobre la frecuencia de impacto del rayo en la tierra, al igual que las medidas de seguridad que deben tomarse en caso de que alguna persona quede atrapada en una tormenta eléctrica. 


Fuentes: 
-Revista electrónica del  Instituto de Física Corpuscular (IFIC) – España
- Library.thinkquest.org
-Enciclopedia Británica
-Literatura varia

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.